La consulta online está siempre disponible para todas aquellas personas que lo prefieran. Puede ser de forma puntual o permanente.

La única diferencia con la consulta presencial es que no se podrán tomar medidas ni peso in situ, pero si se darán unas indicaciones para que la persona pueda hacerlo desde casa.

Igualmente como el foco no es el peso si no la educación nutricional, recomendaciones y pautas adaptadas a cada persona y aprender a comer adecuadamente, se podrá trabajar igual de bien. El tiempo empleado y la dedicación con cada persona es el mismo.